A Dios…tan sólo lo que es de Dios

Publicado el 12/04/2014 por Julio César Ruiz

 

If you can see this, then you might need a Flash Player upgrade or you need to install Flash Player if it’s missing. Get Flash Player from Adobe. This error may appear if the URL path to the embedded object is broken or you have connectivity issue to the embedded object. Powered BY XVE Various Embed.

El Papa Francisco pidió perdón por los abusos sexuales cometidos por sacerdotes contra bebés, niños, niñas y adolescentes.

Nota completa

Entre otras cosas dijo: “Me siento interpelado a hacerme cargo de todo el mal que hicieron algunos sacerdotes, bastantes. Bastantes en número, no en comparación con la totalidad.(¿?) “Hacerme cargo de pedir perdón del daño que han hecho por los abusos sexuales de los niños”

Con el mayor de los respetos quiero dirigirme a Su Santidad para verter mi opinión sobre su pedido de perdón, lamentablemente sin haber mencionado a quién va dirigido, por los abusos sexuales que sacerdotes de la Iglesia Católica cometieron contra bebés, niños, niñas y adolescentes.

Tengo 63 años y fui abusado por un sacerdote en varias oportunidades, cuando apenas tenía 7 años, cuando ni siquiera entendía lo que me hacían. Desde esa visión quiero asumir por unos instantes los sentimientos y el dolor de millones de niños que sufrieron y continúan soportando una de las malicias delictivas más degradantes e indignas que se le puede provocar a un niño…por ello desde este concepto, vengo a decirle:

Su Santidad
Papa Francisco

1°) Usted jamás podrá hacerse cargo de lo que hicieron otros, no tan sólo porque es humano, sino por que siendo representante de Dios en la Tierra, está impedido de asumir como propios actos tan reprochables y contrarios a la Iglesia de Jesús, cometidos por pederastas disfrazados de sacerdotes.

2°) De nada vale que Ud. pida perdón, más aún, Benedicto XVI, ya lo hizo en el año 2010 y nada cambió. En realidad, lo que los Pueblos afectados por este tipo de delincuentes precisan es que la Iglesia colabore con la Justicia Terrenal para que vayan presos, por 3 motivos:

– Por que son humanos y como cualquier mortal que comete este tipo de delitos deben estar separados de la Comunidad e impedidos de entremezclarse con bebés, niños, niñas y adolescentes a los cuales tan sólo observan como mancebos.

– Por que conocen y comprenden a la perfección el daño físico, psíquico, espiritual y emocional que provocan.

– Por que es perversión y complicidad permitir que sigan libres, ya que está acreditado que sin solución de continuidad vuelven en cuanto pueden a menoscabar la inocencia sin importarles el daño irreparable y las consecuencias que provocan dentro del seno familiar.

3°) Usted en su exposición dijo también, que el aborto y el infanticidio son delitos abominables. Al respecto debe saber que la diputada nacional argentina por el Frente para la Victoria Diana Conti, ya logró que la nueva ley del infanticidio sea aprobada por la Cámara de Diputados de la Nación y en estos momentos va camino a Senadores para convertirse en ley. La propuesta, detestable y contraria a la condición humana, otorga el beneficio de la libertad a toda mujer que mate a su hijo, siempre y cuando la ejecución ocurra entre el momento del parto y hasta los 40 días posteriores.

4°) Por haber expresado usted en la misma exposición opiniones contrarias al matrimonio homosexual, me parece oportuno recordarle que el Papa Benedicto XVI pidió perdón a los homosexuales, cuestión que pareció una conducta piadosa y cristiana cuando usted ahora opina lo contrario.

Entiendo que la temática del matrimonio igualitario es una cuestión que atañe a los derechos civiles y no a la religión y como será esto así que en Argentina ya forma parte del Código Civil Argentino la regulación de este vínculo y si en algún sentido se creyera que está ligado a alguna disposición eclesiástica, los católicos podrían llegar a endilgarse la autoridad para decidir quién debe amarse y quién no y por consiguiente determinar la penalidad que le corresponderá aplicar a aquellas personas cuando ejecuten entre ellos actos de amor.

Quizá todos estos dilemas como el de los sacerdotes pederastas, la alternatividad de la condena y el perdón a los homosexuales, la aceptación del amor entre humanos del mismo sexo y la determinación de qué sexo hay que tener para ser padres, pueda resolverse tan sólo recordando aquella frase de Jesús cuando Poncio Pilato lo increpó sobre si el Emperador o su Dios tenían autoridad para cobrar los impuestos del Pueblo y con valentía y sin dudar respondió:

“DAD A DIOS LO QUE ES DE DIOS Y AL CÉSAR, LO QUE ES DEL CÉSAR”

Escribió Julio César Ruiz


Tal vez te interese:

Se pregunta: ¿Quién soy? dentro del Senado de la Nación

El periodista Hugo Macchiavelli recibe un Diploma de Honor del Senado argentino por su libro ¿Quién Soy? que nos permite ingresar de su mano a más de 4.000.000 de personas que buscan su verdadera identidad de origen en nuestro país
Leer Más

Tucumán: la obscenidad del Poder Judicial en el Aniversario de la Convención

Este caso es tan sólo una muestra de los límites morales por los que atraviesa el Poder Judicial de Tucumán en contra de los más pequeños La búsqueda de justicia para un niño de actualmente 7 años abusado sexualmente a
Leer Más