Normas básicas de seguridad para los padres en INTERNET

Publicado el 03/09/2009 por Julio César Ruiz

raíces

Es imposible impedir que cualquier material ofensivo o peligroso sea expuesto. Se puede castigar después a los responsables, pero no se puede evitar que cometan el delito. Cualquiera puede introducir el contenido que quiera en Internet. A esto hay que añadir que Internet es internacional y que cada país tiene su legislación sobre lo que es la pornografía, lo que son drogas legales o ilegales, etc. Es decir, se puede incluso distribuir por Internet algo que aquí es delictivo pero que, tal vez, en el país de origen no lo es.

Por lo tanto, su hijo/a puede encontrar en Internet material muy inapropiado par su desarrollo personal, intelectual y emocional.

¿Cómo pueden los padres defender a sus hijos cuando están usando internet?

Hay dos cosas que los padres pueden hacer:

. Instalar programas protectores que vigilen y codifiquen la información a la que sus hijos no deberían acceder. Hay muchos y muy variados, pero siempre cabe la posibilidad de que encuentren este material. La mayoría de los filtros impiden el acceso a páginas en las que hay palabras clave (como: ” pornografía”, “sexo”… ) , y los diseñadores de muchas páginas evitan el empleo de esas palabras para hacer inútiles estos filtros. Con la campaña “NAVEGAR TRANQUILOS” pretendemos precisamente ofrecer una opción mucho más eficaz.

. Sentarse con sus hijos cuando quieran navegar por Internet. La única forma absolutamente segura. No hay que plantearles a los niños el problema como si no se confiara en ellos, sino como una consecuencia del cariño que se les tiene: “queremos protegerte de otras personas que no quieren a los niños”.

NORMAS SENCILLAS

. Intente aprender el funcionamiento básico de los ordenadores e Internet.

. Sepa siempre lo que su hijo está haciendo en el ordenador, pregúntele.

. Tenga el ordenador con conexión a Internet situado en una habitación donde suela haber gente, como el cuarto de estar, etc. (excusa: “así pueden utilizarlo todos los miembros de la casa sin molestarse en sus respectivas habitaciones ” ). No lo tenga en el cuarto del niño o del adolescente, donde usted puede no saber qué está haciendo (disuasorio).

. Vigile el tiempo que pasa conectado. Establezca tiempos.

. Limite el acceso a áreas específicas con los programas protectores.

. Si son pequeños no les permita entrar en los chats, o canales de conversación, sin estar un adulto presente.

. Lea los mensajes que reciban sus hijos y sean de desconocidos. Tenga una lista de las direcciones de correo electrónico de los amigos de sus hijos para no leerlas.

. Controle la factura del teléfono.

. No permita nunca que sus hijos queden con alguien que han conocido a través de Internet, aunque sea otro niño y le haya enviado una foto.

10º. Anime a su hijo/a a que le cuente la información extraña o amenazadora que le sea enviada o encuentre en Internet. Si a usted le parece delictiva o especialmente peligrosa háganoslo saber.

11º. Consiga que sus hijos utilicen cuentas de correo “gratuitas”. Puede conseguirlas en páginas como www.hotmail.com y otras. Dichas cuentas son gratuitas y no es necesario dar los datos del menor. De esta forma nadie podrá averiguar la identidad de sus hijos por el correo electrónico.

12º. No contrate servicios de acceso a internet a empresas que le den una dirección IP fija, porque esto haría sencillo localizar a sus hijos cuando están navegando y averiguar su identidad. Pida que la dirección IP no sea fija.

INTERNET ES UN INSTRUMENTO ESTUPENDO… SÓLO HAY QUE SABER COMO UTILIZARLO.

Información extraída de ACPI

Escribió Julio César Ruiz


Tal vez te interese:

La seguridad de los chicos, la pueden aprender

Si atendemos a la definición de la palabra “Pornografía” que aparece en los diccionarios, descubrimos que su finalidad básica puede resumirse en dos funciones principales: “producir excitación erótico-sexual y, actuar como forma de liberación ante sociedades represivas de la sexualidad”.

Normas para que los chicos naveguen por Internet

  1º. No des nunca información personal sobre ti, tu colegio o tu casa. No envíes fotografías sin el permiso de tus padres. 2º. No respondas nunca a mensajes o tablones de anuncios en los que se incluyan mensajes agresivos,
Leer Más